HERMOSILLO, Sonora. 28 de diciembre de 2016.- Con el incremento por encima del 20% en el precio de las gasolinas Magna, Premium y Diesel, a partir del 1 de enero del próximo año Sonora será un estado menos competitivo por el alza inflacionaria y la diferencia entre el costo de combustible con el vecino estado de Arizona, consideró Moisés Gómez Reyna.

El Coordinador del Grupo Parlamentario del PAN en el Congreso del Estado destacó el rechazo total a este incremento que afectará a los sonorenses, toda vez que actualmente el valor del litro de gasolina en México se compone con un 45%, es decir casi 7 pesos, de carga impositiva establecida por el Gobierno Federal.

“Es necesario que el gobierno disminuya esta carga impositiva”, y agregó, “En Arizona las gasolinas fluctúan alrededor de 11 pesos y aqui estaremos por encima de los 16 pesos para 2017. La diferencia se debe a los impuestos que carga el Gobierno Federal, al aumento del dólar y por lo tanto también ha elevado los costos de importar gasolina. Importamos el 60% de las gasolinas”, señaló el legislador del PAN.

Gómez Reyna destacó que además de bajar la carga impositiva a las gasolinas, el gobierno debe asegurarse de que exista una real competencia de grupos gasolineros para liberar el mercado. Si no existen las condiciones aún, la liberalización debe retrasarse hasta que éstas existan.

Es claro que en México y en Sonora, puntualizó el legislador local, si no se da marcha atras al aumento de las gasolinas habrá una alta inflación y el peligro de que la economia caiga en una recesión tomando en cuenta que un tercio del ingreso que gana una familia promedio se destinará al gasto de combustible.